Un 50% de los niños nacidos con técnicas de Reproducción Asistida tienen mayor posibilidad de sufrir riesgos cardiovasculares

Un nuevo estudio publicado por la revista americana de cardiología Circulation, ha puesto de manifiesto que un 50 por ciento de los pequeños nacidos mediante la técnica de Reproducción Asistida (RA) pueden sufrir daños en su corazón y arterias, y sufrir enfermedades cardiacas a lo largo de su vida, frente al 5% de los niños nacidos por concepción natural.

reproduccion asistida y riesgos cardiovasculares

Está investigación ha sido presentado por el Hospital Clínic-Idibaps de Barcelona, encabezado por el doctor Eduard Gratacós, Jefe del Servicio de Medicina Materno Fetal en Barnaclínic.

Durante la investigación, el equipo ha demostrado que los fetos concebidos por Reproducción Asistida producen ciertos cambios en el corazón y arterias que se producen antes de nacer. Se trata de cambios parecidos a niños que padecen de diabetes u obesidad graves y suponen, según los investigadores, un aumento significativo del riesgo cardiovascular en la edad adulta.

Eduard Gratacós afirma de qué se trata solo de un riesgo y no supone que esos niños vayan a tener ese riego cuando sean adultos. Ese riesgo no está asociado a las técnicas de RA en sí, no por ser embarazos con más dificultades por la mayor edad de las madres y por los factores asociados a la infertilidad.

La mejor alternativa para evitar este riesgo es, según el doctor Eduard Gratacós, que los niños tengan una buena alimentación y se sometan a controles periódicos de la diabetes y la hipertensión arterial. Hoy en día, en los países desarrollados hay entre un 1 por ciento y un 4 por ciento de embarazos por Reproducción Asistida. En España se ha producido 10000 nacimientos por Reproducción Asistida, de los cuales 2000 nacimientos han sido en Catalunya.

Haz más fuerte a tu hijo para que luche contra las enfermedades

Desde Biosalud llevamos mucho tiempo preocupados por mejorar la salud de los niños; visite nuestra consulta de Medicina Infantil

También puede interesarte



Envía un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios