Día mundial de la EPOC, un día para concienciarnos

Un día mundial para la concienciación

El 19 de Noviembre es el día mundial de la EPOC, o enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

La OMS tiene entre sus objetivos el control de las enfermedades crónicas y la EPOC es una de ellas, que afecta a nuestro sistema respiratorio. De ahí que intente sensibilizar a la población, la opinión pública mundial, las Administraciones y los Gobiernos, a todos en definitiva, de la gravedad de esta enfermedad, cuyos datos son más que preocupantes.

Epoc-oms

La OMS prevé que para 2030 esta dolencia se habrá convertido en la tercera causa más importante de mortalidad en el mundo.

En España hay 18.000 muertes al año causadas por EPOC y en Europa 300.000.

Por eso, tenemos que tratar entre todos, y más las personas o instituciones que tenemos profesiones médicas, de concienciar a las personas de que el tabaco no es bueno, de que dejen de fumar, de que aporten a sus vidas ese oxígeno que les está faltando, así, casi sin darse cuenta, y lentamente.

“No es demasiado tarde”. Ese es el lema de este año para el Día Mundial de la EPOC organizado por la Iniciativa Global para la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (GOLD). Dítelo a ti mismo, a ti misma. Conciénciate. Si ves que no puedes, pide ayuda, estamos para ayudarte.

Tenemos tratamientos para dejar de fumar. Tú pones la voluntad y nosotros nuestra experiencia.

¿Qué es la EPOC?

Un gran problema de esta enfermedad es que se trata de una gran desconocida con un diagnóstico tardío.

Muchas personas continúan fumando, también en su casa, de una manera rutinaria, se han acostumbrado al problema que el tabaco representa de una manera casi inconsciente. Hasta que un día notan que respiran peor, o que tosen, o notan un sonido interior que procede del fondo de su garganta. Esto podría ser el comienzo de la enfermedad pulmonar.

Y es que la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) define, más o menos, así a este mal. Es una obstrucción progresiva de las vías aéreas.

Progresiva, porque la reducción de la capacidad respiratoria  avanza lentamente con los años.

En realidad, más que de una dolencia, puede hablarse de un conjunto de dolencias pulmonares crónicas que limitan la llegada de aire a los pulmones

La EPOC es prevenible, ya que su principal causa es el humo del tabaco, por lo tanto, los fumadores activos son los normalmente afectados, pero también los fumadores pasivos

El que se hable de enfermedad irreversible no quiere decir que no exista un tratamiento.

Se puede prevenir y tratar, pero no se puede recuperar lo que se ha perdido, sólo optimizarlo para que funcione mejor. La pieza clave del tratamiento es obvia. Dejar de fumar.

Epoc, dejar de fumar, nunca es tarde

¿Cómo puedo saber si tengo EPOC?

La prueba más sencilla y accesible para detectar la EPOC es hacerse una espirometría, una prueba o test que nos revelará la presencia de una reducción de ciertos fluidos de aire en nuestro sistema pulmonar. Todo aquel que haya fumado ahora o en el pasado debería haberse realizado correctamente una espirometría.

Epoc, prueba

Además, en los supuestos más graves de EPOC, cuando el aire no llega con fluidez a nuestros pulmones, hay que practicar una gasometría arterial.

¿Quien debe hacerse una espirometría?

Todas las personas, que fumen o hayan fumado, y los fumadores pasivos que tengan:

  • tos CRÓNICA
  • expectoración
  • Silbidos
  • Flemas
  • Catarros repetidos
  • Disnea, falta de aire
  • Dificultad para respirar
  • Fumen o han fumado

La tos es una alerta de la enfermedad y cuando ésta avanza, puede dar lugar a internamiento en un centro hospitalario.

Causas de la EPOC u obstrucción pulmonar

Ocho de cada diez casos de EPOC se deben al consumo de tabaco

La enfermedad se manifiesta normalmente después de los 40 años y de haber fumado 20 años, aunque a veces puede aparecer antes

Las mujeres han empezado a fumar más tarde que los hombres y ahora se están dando más casos en mujeres, sin embargo, en Continentes como América del Sur los varones son los más afectados

Otras causas, menos trascendentes, que pueden producir la EPOC son el humo de leña en los hogares, las cocinas de leña, determinadas profesiones como la minería (polvo), o trastornos genéticos (enfisema), así como también infecciones repetidas de las vías respiratorias inferiores en la infancia.

EPOC: Síntomas

Algunos síntomas que nos indicarían la existencia de una enfermedad obstructiva pulmonar progresiva serían advertir que no podemos hacer actividad física, o, cuando al caminar, notamos que respiramos mal.

La EPOC además empeora otras enfermedades como:

  • Neumonía
  • Depresión
  • Osteoporosis
  • Enfermedades cardiovasculares

Estas agravaciones requieren a veces la utilización de broncodilatadores y pueden desembocar en una  evaluación en Urgencias o una hospitalización.

Objetivos de las campañas preventivas

Como ya hemos avanzado, el objetivo primordial de las campañas preventivas es que la enfermedad sea más conocida por la población. Y que más personas sean diagnosticadas tempranamente. En España, por ejemplo, solo se encuentran diagnosticados uno de cada cuatro casos de EPOC.

Este es el fin de Campañas como la de la OMS, y también como la de la Iniciativa Mundial contra la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (GOLD). Y este mismo fin mueve a los Gobiernos de los países a lanzar campañas de prevención, como la  campaña de Argentina que se extiende desde Septiembre 2014 a 2015 con el lema Respira sin pensar

Así se consiguen logros como el que la Asociación Argentina de Medicina Respiratoria (AAMR) , que ha realizado 10.000 pruebas a través de Unidades Móviles en Hospitales.

En España, un ejemplo sería la Guía de Práctica Clínica sobre EPOC que se ha elaborado por seis sociedades científicas de Castilla y León.

Otra meta importante es reducir el coste público en farmacia y terapias a domicilio respiratorias que se generan por esta dolencia, sumando “fuerzas entre instituciones, sociedades científicas, profesionales sanitarios y, obviamente, con el total apoyo e implicación de los distintos gobiernos europeos”, como subrayó Pilar De Lucas, Presidenta de la SEPAR , Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica

Que los enfermos participen en programas de educación terapéutica para saber más sobre su enfermedad es también una pretensión de estas campañas promocionales.

Tratamiento para afrontar la enfermedad

La primera medida del tratamiento es siempre dejar de fumar. Existen multitud de formas, vías, tácticas, instituciones públicas y privadas, para conseguir dejar el tabaco.

Nosotros, en esta línea, podemos ofrecerte nuestro tratamiento para dejar de fumar. Pero recuerda que eres tú quien decides y quien pone la fuerza de voluntad.

Otras medidas que nos harán sentir mejor son:

  • No beber alcohol
  • Llevar una dieta sana
  • Evitar cambios bruscos de temperatura
  • Higiene personal
  • Emplear broncodilatadores: Hay que aprender a usarlos para que podamos ampliar la capacidad pulmonar a través de las inhalaciones
  • Practicar deporte de manera proporcional a nuestro estado físico

Al final, siempre el ser humano intenta encontrarse bien consigo mismo. Por eso no dudamos de la voluntad de todos, de los responsables políticos, económicos y sociales y de tu voluntad, para terminar con esta enfermedad evitable con un paso sencillo, con una decisión: simplemente di no a ese próximo cigarro.

También puede interesarte



Envía un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios