Descubren mutaciones ligadas al apetito y la quema de calorías

Un equipo de investigadores de la Universidad de Cambridge ha realizado un descubrimiento que puede explicar tanto la dificultad de algunas personas para quemar calorías como su propensión a ingerir más alimento. El trabajo ha sido publicado en la revista Cell.

Descubren mutaciones ligadas al apetito y la quema de calorías

El estudio realizado por el equipo dirigido por Sadaf Farooqi ha demostrado que varias mutaciones localizadas en KSR2 provocan en quienes las portan una mayor sensación de hambre y una tasa basal metabólica más lenta. Esto implica que las personas comen más y les es más difícil controlar su peso.

Las conclusiones son el resultado de analizar el ADN de 2.000 pacientes con obesidad severa y compararlo con 1.500 individuos de control. Faroogi realizaron esto tras comprobar en ratones que una manipulación del gen KSR2 suponía un gran aumento de la obesidad en estos animales.

El avance es claro ya que “hasta ahora, los genes que se habían identificado y que se relacionaba con el peso corporal afectaban en gran medida al apetito. KSR2 es diferente porque también cumple un papel a la hora de regular cómo la energía se emplea en el cuerpo” como explica el coordinador del trabajo.

Comer según la genética

Biosalud cuenta con una amplia experiencia en la relación entre genética y salud alimenticia. Estamos plenamente convencidos de la vinculación de nuestros genes con la alimentación. Por eso hemos creado varios análisis para enseñar a nuestros pacientes a comer según lo que es beneficioso para su organismo.

En Biosalud consideramos esencial conocer lo que es dañino para el organismo de nuestros pacientes. Por ello realizamos un análisis de intolerancias alimenticias. Este estudio es muy completo ya que incluye un total de 300 alérgenos lo que permitirá saber a la persona que lo desee todos los alimentos a los que tiene alergia para poder realizar una dieta de exclusión de ellos.

Por otro lado, Biosalud ha creado el FoodGen, un análisis que nos permitirá dar unas pautas de alimentación a nuestros pacientes para que se alimenten en función de su genética.

También puede interesarte



Envía un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios